martes, 15 de julio de 2008

Radio Liberty de Pals

Aprovechando la efeméride, vayamos con un poco de historia. Tal día como hoy de 1977, era clausurada "Radio España Independiente"

Esta emisora era también conocida como "La pirenaica", nombre que se dio en parte para fomentar la leyenda de que emitía desde algún lugar de Pirineos y en parte para dotarla de mayor cercanía. Fue creada por el "Partido Comunista de España" el 22 de julio de 1941.

Desde Moscú, en la extinta Unión Soviética llegaban las únicas ondas no controladas por el régimen franquista. Posteriormente se trasladó a una pequeña república soviética llamada República autónoma de Bashkiria y en 1955 se traslada a su último emplazamiento, Bucarest, en Rumanía.


Altavoz del antifranquismo, retransmitió el proceso a Julián Grimau, se coló en las minas de Asturias y retransmitió el "Proceso de Burgos". "Grandola Vila morena" sonó durante la revolución de los claveles y hasta Cuba llegó para desde las montañas explicar lo que allí se estaba fraguando.
Esta emisora es sistemáticamente atacada y sus ondas eran muchas veces interferidas por el Servicio de Interferencia Radiada (SIR) abominable creación del régimen en septiembre de 1941.
En parte sus ondas eran pisadas por una emisora que existía en Pals (Girona) de cuyas enormes antenas hemos podido ser testigos hasta que fueron dinamitadas el 22 de marzo de 2006.


Foto por JokerCo. 2005.
Esta enorme emisora, una de las mayores del mundo y que se levantaba sobre un terreno cedido a los EEUU para emitir consignas anticomunistas a toda la URSS estuvo operativa hasta el 25 de mayo de 2001.
Se eligió este emplazamiento dentro de los países "no enemigos" en parte para emplear el mar mediterráneo como espejo y ampliar las ondas que emitía.
Aquellas enormes antenas estaban formadas por trece torres de hasta 160m. de altas que se repartían a lo largo de 1,5Km de costa.


Foto por JokerCo. 2005.
La demolición de estas gigantescas antenas fue muy controvertida. Entre las posturas existentes surgían las voces que pedían que tirasen las antenas y en el recinto hicieran un museo; que tirasen todo y lo dejasen como la playa que en tiempos fue; que se hiciese un parque en su lugar, que permitieran edificar...



Lo cierto es que al margen de cualquier opinión, el patrimonio que conformaban las infraestructuras albergadas en 33 hectareas ha sido perdido por completo. Ya nada quedan de sus impresionantes instalaciones, únicas en el mundo. La opción de haber creado un museo de la emisora o un museo de la guerra fría ya sólo será posible mediante cartelería y reproducciones de cartón-piedra.



Más información sobre la emisora en el enlace: Radio Liberty

4 comentarios:

Borf dijo...

Seguró que el niño Jesús (y el ingeniero de telecomunicaciones que lleva dentro, como lleva todo el mundo) lloró el día que tiraron esas antenas...

Por cierto, aboMinable nada tiene que ver con los bovinos...

Chivo dijo...

Gracias por la corrección, Borf.

Daré gracias a que andabas aun con la pestaña pegada y no te has dado cuenta, porque el texto estaba repleto de errores gramaticales. Como si la tecla junto a la derecha de la "ñ" no existiese, vamos (comentario sólo para hispanohablantes, lo siento).

Si es que las prisas no son buenas
para nada.

Lo del ingeniero de telecomunicaciones que todos llevamos dentro debe ser deformación profesional tuya, no?

Borf dijo...

Así es, my darling.

Vaya pepinazos. Eso son válvulas y no lo que usan los Supertubos en sus amplis...

CIUDADANO DEL MUNDO dijo...

Antenas tan aboMinables como el paisaje de los nuevos parques de molinos eólicos pero también forman parte de mis andanzas, me impactaron cuando las vi por primera vez y me traen muy buenos recuerdos aunque me moló mas una playita nudista cercana

Game Over

Game Over